QUE ES BIKRAM HOT YOGA

Quisiera compartir mi experiencia en la práctica de Bikram Hot Yoga.

Comencé a practicar Bikram en los primeros meses de 2015. Hago dos prácticas semanales en el centro Bikram Hot Yoga Rosales y estimo que desde entonces he realizado más de 360 sesiones de 90 minutos.

En enero de 2015 me animó a hacer yoga José Antonio Ruiz propietario del centro de yoga Bikram Hot Yoga Rosales de Madrid, yo he practicado deporte toda mi vida y nunca había prestado atención al Yoga por ignorancia pues pensaba que era un ejercicio para el espíritu y ahora sé que es un ejercicio para el cuerpo y el espíritu.

Recomiendo a los que aman el deporte, que practiquen durante un tiempo Bikram Yoga para que descubran la actividad más completa que puedan imaginar para fortalecer el cuerpo y la mente, no digo que abandonen su actividad favorita, pero si son auténticos deportistas se sentirán fascinados. Bikram Yoga es una actividad muy potente que necesita varias sesiones para aceptarla, da igual el deporte que practiques, Bikram Yoga es más potente y la practica semanal te permitirá mejorar los resultados de tu deporte favorito.

La sala en la que practico Bikram esta climatizada con una temperatura de 40ºC y humedad entre 40/50%, el aire es limpio y se respira intensa y agradablemente. He practicado en alguna otra sala y el ambiente era desagradable pues olía mal y respiraba con dificultad.

La ducha de agua fría a 10ºC es fundamental para terminar los ejercicios, para tonificar el organismo y dar equilibrio al espíritu, Bikram Hot Yoga Rosales, tiene durante todo el año el agua fría a 10ºC y cuando me ducho con esa temperatura entro en un estado de felicidad, también tiene agua caliente pero no la utilizo.

Los beneficios que recibo y las mejoras que he notado son:

Mis músculos más fuertes, además los ejercicios físicos en las 26 posturas son muy intensos y dan una buena configuración de las estructuras corporales.

Trabajo el equilibrio. Cuando comencé descubrí que mi capacidad para mantener el equilibrio era mínima y en la actualidad, la concentración y el fortalecimiento de los músculos y  me permite controlar mi cuerpo.

Trabajo la concentración. La concentración es uno de los puntos vitales que se desarrollan y que se utiliza en todas las actividades diarias, profesionalmente me permite resolver los problemas en menos tiempo y con mejores soluciones.

Mejoro la flexibilidad, con los años las estructuras físicas del cuerpo pierden flexibilidad y se reduce la movilidad, en la actualidad mi cuerpo tiene la flexibilidad de un joven adolescente.

He mejorado la resistencia al esfuerzo, sigo practicado otros deportes y veo que he mejorado mis marcas de forma muy importante, hago mas tiempo de actividad y con mejores resultados comparándome con otros deportistas que conozco de años.

He mejorado mi capacidad respiratoria, los cambios y mejoras en el sistema respiratorio son fascinantes, controlo mejor la respiración y el ritmo cardíaco.

Elimino toxinas por sudoración pasiva. Durante la clase de 90 minutos pierdo más de 1 litro de líquido, lo que me permite eliminar las toxinas de los alimentos, las toxinas del estrés y las toxinas que produce el ejercicio. Durante las clases bebo agua y posteriormente en casa tomo agua y un batido de fruta para recuperar el liquido perdido y los minerales.

Controlo mejor mi ego, el yoga no es competitivo con el entorno, es una competición consigo mismo y el descubrir cada vez mis limitaciones me obliga a pensar que no soy mejor que nadie y que cada día tenemos que luchar y trabajar para ser mejores. Estos ejercicios obligan al ego a desaparecer durante las clases y  aparecen menos el resto del tiempo.

Las energías agresivas de mi entorno me alteran menos, la capacidad de concentración me obliga a desconectar del entorno y centrarte en mi supervivencia, esa práctica la utilizo el resto del día y vivo mucho mejor, la agresividad de la calle y de la gente, la veo pero no me altera, en suma me encuentro mucho más tranquilo.

El último punto que quiero resaltar es mi relación con los profesores, todos son buenos, pero todos son distintos.

La practica son 26 posturas que se repiten 2 veces y el profesor mantiene durante los 90 minutos un diálogo que aparentemente es igual pero que en realidad es distinto, el tono de voz es distinto, el ritmo del diálogo es distinto, la personalidad que te transmite es distinta, incluso cada día un mismo profesor es distinto respecto a la última clase que te dieron.

Todos esos matices que tiene cada profesor son el reto para forjar el cuerpo y la mente, prácticamente no hay rutina cada clase es distinta y no existe zona de confort, uno de los valores de Bikram Yoga es que te obligan en cada clase a aceptar cambios que en condiciones normales te alterarían, pero en la filosofía Bikram los aceptas como parte de tu formación.

Quiero resaltar una circunstancia que me sorprende, el 80 por ciento de las personas que asisten a las clases son mujeres, y la única explicación que encuentro para justificar la ausencia de hombres es que ignoran las posibilidades del Bikram Yoga, o la dureza de los ejercicios les ha superado a los que lo han practicado alguna vez y lo han dejado.

CALOR, ELECTRICIDAD, INGENIERIAS

Desde 1990 esta cambiando el paradigma del costo de las energías con la incorporación de las renovables para producir electricidad.

En la actualidad el prestigio de las ingenierías y por ende de los ingenieros españoles en todo el mundo es indiscutible, obras publicas, maquinaria, construcción, investigación de nuevas tecnologías, la inteligencia, el trabajo, la formación son elementos que han transformado la imagen y el prestigio de España. Es el trabajo de formación de las escuelas técnicas donde se transmiten conocimientos y principios.

La transformación de las fuentes de generación de electricidad con las tecnologías  que aprovechan el viento, sol y agua es obra del trabajo y creatividad de miles de ingenieros que entienden que hay que cambiar los sistemas de producción de energía para mejorar el aire que respiramos los humanos, los animales y las plantas, para mejorar el medio ambiente.

También se esta transformando la producción de calor en procesos industriales y en confort, utilizando la electricidad, por razones económicas y de seguridad.

Utilizar la electricidad para producir calor implica un cambio en la metodología de diseñar y construir instalaciones de producción de calor:

  • desaparecen los depósitos de almacenamiento de combustibles ( se reducen los riesgos de incendio y explosión)
  • desaparecen las calderas de combustión (problemas de olores y contaminación), desaparecen las chimeneas
  • desaparecen las calderas con rendimientos inestables.

En Europea Térmica Eléctrica, desde 1977 nos hemos subido  a la ola de la tecnología:

  • hemos perfeccionado los sistemas de producción de calor (calentar agua, vapor,aceite térmicos,agua sobrecalentada, acumulación de calor)
  • hemos conseguido que todos nuestros equipos tengan un rendimiento del 100%, lo que permite reducir la potencia de las calderas entre una 50 y un 80% respecto a las calderas de combustión.
  • Hemos alargado la obsolescencia casi al infinito y nuestras calderas funcionan sin averías decenas de años,
  • hemos aplicado una tecnología que reduce al mínimo los gastos de mantenimiento.

Otro cambio que vemos en los proyectos de las ingenieras es el diseño de las instalaciones de calor, en las antiguas se instalaba un gran caldera en un edificio ad hoc y de este edificio salían lineas de tuberías con un fluido a altas temperaturas y en cada punto de consumo se instalaba un intercambiador con su sistemas de control para dar la temperatura necesaria a cada proceso.

Con las calderas eléctricas,  las instalaciones se simplifican y abaratan al situarse la caldera ete junto a cada punto que consume calor, con la potencia y temperatura especifica para ese proceso. Es conocido que en las redes de distribución de calor se pierde entre un 30 y un 50% de energía, al eliminar las redes el consumo energético se reduce en esa proporción, también se simplifica la instalación y se reducen los gastos de reparaciones y mantenimiento.

Cuando se quita una  caldera de combustión y se sustituye por una caldera eléctrica ete, es habitual que nos indiquen los datos de la placa de características de la vieja caldera. Los datos que nos importan son:

  • producto a calentar
  • salto térmico del proceso
  • tiempo de calentamiento.

Con esos datos calculamos las necesidades térmicas, seleccionamos el tipo de caldera y potencia, la nueva potencia suele ser entre un 50 y un 80% mas baja que la vieja caldera de combustión.

Con los datos que nos ha facilitado el cliente, hacemos nuestra propuesta económica, garantizamos el proceso de calor y  el costo de producción por  litro o kilo del producto que están elaborando. Garantizamos la caldera por 10 años las de agua, agua sobrecalentada y aceite térmico y 5 años las calderas de vapor.

Otro equipo que tiene que revisarse es la instalación de bombas de calor, son unos equipos que tienen muchas ventajas pero que al tener un rendimiento inestable se producen fallos en el servicio de calor en los días fríos. Bombas de calor si pero en ciertas zonas climáticas y para procesos muy determinados. Los proveedores (fabricantes) tienen que garantizar por escrito el servicio de calor y el consumo de energía especifico para el proceso donde se instalen,  premisas que los ingenieros deben exigir al suministrador antes de proyectarlas e instalarlas. Para  garantizar el servicio de calor se instalan  calderas eléctricas ete, que cubren las deficiencias de la bomba de calor en los días fríos.